El cubrirse de rosa: Como la prevención contra el cáncer de mama se modificó por lucro.

 

Esta industria se ha convertido en una fuerza para las marcas de millones de dólares, llenándonos de moños rosas y de productos dedicados a atraer a consumidores socialmente concientes. Se ha convertido en un juego de “Compra mas cosas rosas y tu, también, conquistarás al cáncer”, el cáncer de mama se ha convertido en un producto, ya no solo en una enfermedad.

 

Ya no estamos en el origen de este movimiento en el que se buscaba realmente luchar para que las personas fueran conscientes de que este problema era real, aún mas el hecho de que se indiciara a hablar de lo mismo. Definitivamente en ese entonces era completamente un tema tabú, que requería de personas (feministas, activistas…) que alzaran la voz conscientizaran a las personas para así luchar por investigaciones contra el cáncer de mama, así como recaudar dinero para tratamiento y ayuda a las personas que padecían del mismo.

 

Pero la dirección que ha tomado el movimiento, hace necesario que se evalue sus orígenes y las cosas que las personas hicieron para crear a una sociedad mas consciente y forzarla a la difusión. Ahora grupos que se dedican a apoyar los tratamientos e investigaciones luchan tanto por el cáncer como por el aumento en ese marketing rosa.

Es impresionante como muchos de estos productos que se vuelven rosa en este mes están ligados incluso con el desarrollo de algún tipo de cáncer o son producidos por empresas con expedientes de contaminación ambiental y otras actividades que contribuyen a elevar las tasas de cáncer.

 

Los activistas que lucharon por llevar al público en general la concientización del cáncer de mama no lo hicieron con la intención de que hubiera yogurts rosas en cada tienda. El objetivo era aumentar los fondos para la investigación, tratamiento y ayuda de una enfermedad que no era notada, esa enfermedad que mantenía a las mujeres avergonzadas, tanto que las pacientes buscaban ocultarlo como fuera posible. Sin embargo todo esto se ha ido perdiendo en una guerra de marketing en el que tu eres mejor por formar parte de una lucha la cual ni siquiera sabes luchar.

 

Al respecto los invito a conocer esta película-documenta, que nos lleva al fondo de las industrias que realizan campañas contra el cáncer de mama: Pink Ribbons

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s